Foro Medico Nicaraguense

Por la Instalación del Colegio de Médicos y Cirujanos de Nicaragua

“Hoy soy una mujer nueva” - END 24 de enero del 2011

DOCTORA AUXILIADORA RODRÍGUEZ:


“Hoy soy una mujer nueva”

 

* Cuatro meses de prisión transformaron la visión de la vida de la anestesióloga

 

Laura Rodríguez Rojas | Nacionales 




Tras su orden de liberación, la vida ha adoptado un nuevo matiz para la doctora Auxiliadora Rodríguez. MELVIN VARGAS/END

 

La doctora Auxiliadora Rodríguez aún se ve sentada en un rincón de su celda. Ahí enfrentaba una condena de 12 años de prisión por el supuesto homicidio de la paciente Alicia Indira Fernández, quien murió tras practicársele una liposucción en la que ella administró la anestesia.


No sabe la hora exacta, porque en la prisión el tiempo parece hilado a través de un manto traslúcido y efímero, aunque calcula que deben ser alrededor de las tres de la tarde. 


En su mente se dibujan los rostro de su pequeño hijo de 9 años, de su hija María José, y de su padre, quien tiene un cáncer terminal. Temía entonces que él abandonara este mundo sin que ella pudiera sentir su último hálito de vida.

 

 

 

El camino hacia la libertad

 


De pronto, escucha una voz femenina que la devuelve a la lúgubre celda en la que se encuentra, y ve que una oficial se le acerca con un papel en la mano.


“Doctora Rodríguez, ha llegado un documento para usted.”


Auxiliadora se levanta confusa, toma el documento que le extienden y cae de rodillas dándole gracias a Dios, mientras un golpe de viento agita el papel que ha leído minutos antes y que en una de sus partes reza así:


“Se ordena la liberación inmediata para Auxiliadora Rodríguez Zapata…”

 

 

La historia

 


Al llegar a La Esperanza, “yo no quería entrar, tenía mucho miedo de lo que pudieran hacerme las otras reclusas. Recuerdo que comencé a llorar, hasta que algunas de ellas se asomaron y me dijeron que no tuviera miedo, que ellas no me iban a lastimar”, recuerda Rodríguez.


La vida en prisión fue difícil, tanto por la convivencia con las otras reclusas, la falta de privacidad, y la separación de su familia.


“El día comenzaba a las 5 de la mañana, cuando encendían las luces y nos concedían una hora para que las 48 mujeres que estábamos allí nos bañáremos con sólo 4 duchas. Hacíamos los tres tiempos de comida, aunque el menú casi siempre era el mismo: gallo pinto y queso. El resto del tiempo transcurría lentamente, en una espera interminable que hacía que me sintiera muerta en vida”, señala Rodríguez.


Las visitas familiares se limitaban a dos días a la semana. Esos eran los únicos momentos en que Auxiliadora se sentía feliz.


“El ver a mis hijos, a mis hermanos y a mi papá era el único aliciente que tenía en la semana. Recuerdo que hacía marquitas en el muro para no perder la cuenta de los días y saber cuándo iban a venir”, comenta la doctora.

 

 

 

La pena física y moral

 


A sólo tres días de entrar en la penitenciaría, Auxiliadora sufrió una crisis hipertensiva y un sangrado que la llevó de emergencia al Hospital “Bertha Calderón”, donde estuvo ingresada durante 10 días. 
Días antes, un psiquiatra le había diagnosticado una depresión reactiva.


“En la cárcel me parecía que me iba a volver loca, lloraba todo el tiempo y me sentía impotente y marginada, y cuando iba a las audiencias me avergonzaba de que la gente me viera como una criminal”, relata Rodríguez

 

El reencuentro
Según cuenta Auxiliadora, el momento más emotivo de su liberación fue cuando llegó a su casa, y su papá cayó de rodillas dándole gracias a Dios por la buena noticia.
Auxiliadora nunca olvidará la cara de su papá cuando la vio. Sus ojos se llenaron de lágrimas y se hincó de rodillas diciendo:

 

 


“Señor, ahora sí ya me puedes llevar, soy todo tuyo”

 


La felicidad está en las cosas más simples


Las penurias sufridas en la cárcel no mermaron la ferviente fe de Auxiliadora en Dios, ni la confianza de que tarde o temprano Él iba a tener misericordia. 


“Yo sé que en los momentos más oscuros y difíciles Dios estuvo a mi lado, acompañándome y dándome fuerzas para continuar”, narra Rodríguez.


“Hoy soy una mujer nueva, porque aprendí que la felicidad está en las cosas más simples, en la compañía de mis hijos y en disfrutar de las bellezas de la creación”, reflexiona Rodríguez.

 

 

 

El futuro

 


El futuro aún es incierto para la doctora Rodríguez, porque aunque ahora se encuentra en libertad, le espera un nuevo proceso judicial. 


“Yo sé que esto aún no ha terminado. Pero confío en que las leyes y la misericordia divina demuestren que si de algo soy culpable, es de hacer todo lo humanamente posible para salvar la vida de Alicia Indira”, asegura Rodríguez.

 

 

 

END 24 de Enero de 2011

 

http://www.end.com.ni/nacionales/93131

Vistas: 108

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Foro Medico Nicaraguense para agregar comentarios!

Únete a Foro Medico Nicaraguense

Comentario de Francisco J. Rodríguez Hernandez el enero 24, 2011 a las 9:24pm
Gracias al padre celestial, Muchas felicidades querida y estimada colega, le seguiremos apoyando, por fin un rayo de luz, de esperanza a nuestras atribuladas vidas en que tenemos que tomar deciciones en nuestros pacientes buscando lo mejor para ellos y no hacer daño alguno mas que beneficiar su salud.
Comentario de Alejandro Ernesto Pena Abarca el enero 24, 2011 a las 6:11pm

Felicidadez por lo logrado con la Dra. Rodriguez , ya que ningun medico quiere hacer mal alguno a su paciente y los medios de Cominicacion lo que buscan es solo hacer noticia y no les importa dejar por el suelo a quien sea con tal de hacer "bulla" en realidad solo se preocupan en eso , pero hay que mantenerse firme y alerta el gremio medico esto no ha terminado aun y cualquiera puede ser el proximo , hay que estar unidos y confiando en Dios y en nuestros conocimientos para hacer prevalecer la verdad.

Comentario de orlando somarriba watts el enero 24, 2011 a las 6:02pm
El profesional de la salud nunca busca un mal para su paciente,porque es gratificante poder aliviar un mal de una persona, y poder escuchar la palabra GRACIAS,comparto la felicidad de la Dra. pero apelo a la justicia, ya que todo ser humano tiene sentimiento y en esta ocasion son compartidos bien para unos y  mal para otros, Que Dios nos ilumine en nuestro andar y recuerde."When you do your best angel can do better"
Comentario de milton mejia castro el enero 24, 2011 a las 4:15pm
Estoy deacuerdo que la Dra rodriguez y su grupo de abogados no se expongan a dar una respuesta no bien consensuada o implicarse de forma inocente ya que sabemos que por ejemplo los periodistas de algunos medios tienen la necesidad de hacer noticias preguntas mal buscadas, causiosas y hasta con implicaciones juridicas que pueden ser utilizadas para desvirtuar o acuñar culpabilidades, dado que muchos periodistas tiene el antojadizo concepto de que pueden y deben ser la verdad de la palabra y que la información de sus fuentes son dictadas en piedra y ustedes saben en nuestro pais donde la opinión publica y los medios son un poder para hacer caer o levantar causas de diferentes dimensiones creo que la Dra deberia de abstenerse a participar en programas que la puedan exponer  malos comentarios incluso injustos y a mayor desgaste de ella misma como persona.
Comentario de Silvia Elena Espinoza Reyes el enero 24, 2011 a las 12:42pm
GRACIAS A DIOS PADRE MISERICORDIOSO ESTA LIBRE POR AHORA LA DRA. RODRIGUEZ,PERO CON LA FE PUESTA EN DIOS  POR ELLA Y AL FAMILIA ,TODO SE LE RESOLVERA TOTALMENTE.
Comentario de Carlos Ramon Gomez Grillo el enero 24, 2011 a las 10:28am
Yo quisiera aportar mi comentario en lo referente a la exposicion de la Dra. Rodriguez a los medios periodisticos. Yo desconfio de ellos. Cuando en el Canal 12, se dio la noticia como primicia y aparecio la imagen de la Dra. Rodriguez recibiendo la noticia oficial, el periodista me parecio como que no salia de su asombro, y leyo intacta el acta del TAM, donde se especifican los considerandos de la nulidad del Jucio y la libertad de la Dra. En la nota periodistica del canal 10, usando como imagenes las puertas del reclusorio de la Esperanza, la periodista inicia su reportaje indicando que solo cumplio 4 meses de 12 años la Dra.... por la muerte de la Sra....... y resto de nota. En la entrevista hecha hoy en el canal 12, se increpo a la DRa. y me parece que el periodista es bastante incisivo en buscar motivos de culpa y que la doctora los reafirme con su propia voz. Me parece que el abogado estrella, no esta siendo cuidadoso en el manejo de la informacion, ya que estos videos y escritos, puede ser prueba legal de cualquier argumento que la fiscalia desee formular en contra del caso. Le Recuerdo a la Chilito, que toddavia tiene que enfrentar un juicio, que por muy de distrito local, no exactamente sera llevado como tecnicismo como el abogado da a entender, y puede terminar en condena, lo cual debe evitarse a toda costa, y no lo veo factible brindando opiniones que no generan mas que especulacion y razonamientos equivocados.  Ojo con los periodistas.
Comentario de Roger Augusto Pasquier Hernandez el enero 24, 2011 a las 9:37am
Gracias a Dios el TAM dió esta resolucion, lo actuado era injusto e improcedente, Dolo por comision de omision en un medico no exite. La lex natural lo demuestra en nuestro trabajo diario. Yo estoy seguro que la Dra. Rodriguez hizo lo mas posible para evitar lo sucedido. Conozco su integridad profesional, sus esfuerzos por actualizarse en el campo de la anestesiologia. Fuimos compañeros de residencia, yo era el Jefe de Residentes cuando ingresó al post grado. Estoy mas que claro que ese problema no es un problema del bloqueo epidural. Hay miles de referencias bibliograficas que describen las complicaciones de la tecnica epidural, como los casos de bloqueos masivos, altos, ruptura inadvertida de la duramadre y mas; esa muerte no es una muerte anestesica, hay suficientes datos clinicos en este caso para demostrarlo. No se necesita ser un perito internacional para saber el comportamiento clinico de un paciente en cada uno de esas complicaciones del acto medico anestesico nombradas anteriormente. La bradicardia severa, el paro cardiaco y la muerte subita son clasicos signos de otras entidades clinicas que no tienen que ver con la anestesia epidural. Felicidades al gremio medico por su alto compromiso con este caso.

© 2020   Creada por Jaime Espinosa.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio